Ayurveda, la Piel y la Cosmética

El Ayurveda o «ciencia de la vida » es el sistema médico tradicional practicado en la India desde hace más de cinco milenios. Al igual que la Medicina Tradicional China, el Ayurveda es una ciencia holí­stica que considera al ser humano en su totalidad (cuerpo, mente y espí­ritu), combinando el empleo de plantas, una nutrición apropiada, una purificación y, ante todo, una forma de vida positiva para mantener la armoní­a y el equilibrio entre la mente y el cuerpo. Es decir, pone especial énfasis en la prevención de la enfermedad más que en la curación de los sí­ntomas especí­ficos.

El mundo occidental ha mostrado un continuo interés por las terapias provenientes de Oriente, en las que la belleza y el bienestar fí­sico están unidos a la salud y la paz interior. En los últimos años han aparecido en el mercado cosmético diversas lí­neas de productos basadas en los principios del Ayurveda, el sistema de curación tradicional de la India. En este post intentaremos resumir los principios de la filosofí­a védica en lo que respecta al cuidado externo de la piel y se revisaremos las sustancias más empleadas para este fin.

Según la filosofí­a ayurvédica, estamos compuestos de tres energí­as vitales primarias denominadas Doshas. Los nombres en sánscrito de los Doshas son Vata, Pitta y Kapha. Cada persona tiene una constitución diferente que viene determinada por los diferentes grados de cada Dosha si bien en la mayorí­a de las personas predominan uno o dos de los Doshas. Los Doshas determinan nuestra personalidad, el aspecto fí­sico, las habilidades innatas, la tendencia de nuestros pensamientos y emociones, etc. Todos nacemos con el nivel de cada Dosha adecuado para nosotros. Cuando nuestros Doshas se desequilibran debido a malos hábitos (p. ej., dieta inadecuada o estrés), se desarrollan las enfermedades.

Tipos de Piel y su relación con los Doshas

El Ayurveda distingue diez tipos de piel: los tres tipos básicos (Vata, Pitta y Kapha) y las combinaciones de éstos. Los tres Doshas están presentes en alguna proporción en todo ser humano, pero en la mayorí­a de las personas predomina un determinado tipo. Según el Ayurveda, los problemas de la piel aparecen por un desequilibrio de los Doshas. Los factores causantes pueden ser fí­sicos, psicológicos o espirituales. Entre los factores fí­sicos están el exceso de trabajo, la alimentación inadecuada, la mala respiración, la falta de descanso y la exposición a la contaminación ambiental. Entre los factores psicológicos causantes del desequilibrio de los Doshas figuran las crisis personales, los conflictos personales y los comportamientos negativos. Entre los factores espirituales se pueden citar la desesperación y la confusión.
Estas emociones influyen directamente en la liberación de las hormonas, mensajeros bioquí­micos que regulan nuestras funciones biológicas y nuestro sistema inmunitario.
La investigación cientí­fica ha demostrado que la liberación constante de hormonas del estrés (adrenalina, cortisol) inactiva parcialmente el sistema inmunológico, lo que comporta que el organismo se vuelva más propenso a la
aparición de enfermedades y alteraciones, incluidas las cutáneas.

TIPO DE PIEL

– Piel seca y delgada
– Frí­a
– Poros finos
– Deshidratada-alipí­dica
– Arrugada o envejecida
– Tendencia a eczema o psoriasis
– Cabello oscuro, fino, escaso y cresp
– Piel mixta: con tendencia a grasa en la zona T y mejillas secas
– Sensible
– Cálida
– Tendencia a couperosis y herpes
– Hiperpigmentada / Manchada
– Cabello suave, moderadamente grueso con tonos rojizos o claros, con tendencia a la caí­da (alopecia)
– Piel grasa, seborreica o acneica
– Gruesa, con poros dilatados
– Presencia de espinillas y puntos negros
– Suave y blanca
– Sensible a la humedad y al frí­o
– Cabello grueso, ondulado y oscuro

Combinaciones

Vata-Pitta: seca y ligeramente sensible
Vata-Kapha: seca de textura gruesa
Pitta-Vata: sensible y ligeramente deshidratada
Pitta-Kapha: sensible y ligeramente grasa y gruesa
Kapha-Pitta: grasa y ligeramente sensible
Kapha-Vata: zona T grasa con mejillas secas
Triple: seca, sensible o grasa

Recomendaciones Ayurvédicas

Para restablecer el equilibrio de los Doshas en el organismo, el Ayurveda combina los cuidados cosméticos con el tratamiento dietético, la fitoterapia, el masaje, la meditación y los cambios en el estilo de vida. En consecuencia, la cosmética representa sólo una pequeña parte del cuidado integral del organismo que propugna el Ayurveda. Para obtener unos resultados idóneos, el cuidado externo de la piel se debe completar con el cuidado interno de la piel que ofrecen los restantes tratamientos. Los cosméticos formulados según la filosofí­a ayurvédica son más «naturales » que los cosméticos occidentales; es decir, son más restrictivos en la inclusión de colorantes, conservantes, perfumes y otras sustancias quí­micas sintéticas. Los principios activos son extractos de plantas, verduras y frutas así­ como aceites vegetales puros y aceites esenciales. La selección de los ingredientes se adecúa al tipo de piel al que van dirigidos, para equilibrar el exceso de Dosha que ha provocado la alteración cutánea. En general, para las pieles secas se utilizan ingredientes cálidos y estabilizadores para equilibrar a Vata; las pieles sensibles necesitan ingredientes frí­os y suavizantes para equilibrar a Pitta mientras que las pieles grasas requieren ingredientes ligeros y estimulantes para equilibrar a Kapha.

TIPO DE PIEL (Ingredientes Recomendados)

Vata (Seca)
– Aceites esenciales pesados y que confieren calor: azafrán, cardamomo, corteza de canela, ciprés, geranio, jazmí­n, jengibre, limón, menta verde, naranja, nerolí­, nuez moscada, sándalo rojo, vainilla
– Aceite portador: Sésamo, palta, oliva, almendra, maní­, ricino

Pitta (Sensible)
– Aceites esenciales pesados y refrescantes: Coriandro, comino, hierbabuena, jazmí­n absoluto, lavanda, manzanillas, pachulí­, rosa damascena absoluto, sándalo, vetiver, ylang-ylang
– Aceite portador: Almendra, coco, girasol, nuez de albaricoque, oliva

Kapha (grasa)
-Aceites esenciales ligeros, secos y que confieren calor: albahaca, alcanfor, bergamota, hojas de canela, clavo, eucalipto, lavanda, pachulí­, pimienta negra, romero, salvia, tomillo
– Aceite portador: Canola, avellana, jojoba, maí­z, cártamo, mostaza, semilla de uva, almendra, nuez de albaricoque

Bibliografí­a general
Packard CC. Ayurveda: guí­a práctica. Barcelona: Obelisco, 1999.
Raichur P. Ayurveda: las mejores técnicas para conseguir una belleza verdadera. Barcelona: Amat, 2003.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Ir arriba
Abrir WhatsApp
Hola, hablemos...